sábado, 28 de febrero de 2009

2º Cumpleblog Mameluco

Hoy es 28 de Febrero. A muchos de ustedes esta fecha no le dirá nada. Para nosotros los andaluces, esos salerosos que bailamos sevillanas y decimos: ole y arsa, es el día de nuestra tierra andaluza. Es el día de Andalucía. Pero este año es un fiasco, porque cae en sábado y no hay puente, jejeje. Y los andaluces, como somos tan terriblemente vagos –sigo con los estereotipos- no ha sentao una jartá de mal. A mí, como ustedes comprenderán me da igual que sea el día de Andalucía como el día de Andorra. Entre otras cosas porque hoy es el



Exacto. Hoy cumplo dos años de verde manzana, que siempre me ponen pistacho, y es verde manzana. Es verde manzana porque es el mismo color que en la imprenta donde me crié ponía en la lata de tinta.: verde manzana. No sé aún porque elegí el color verde manzana este chirriante. Ya no lo puedo cambiar, pues mis títulos son jpgs y están hechos con ese color de fondo. Además siempre utilizaba el no color (el negro) o la suma de los colores (el blanco) para los otros blogs. Dicen los expertos por ahí que uno blogger fetén tiene que tener un blog desde 2004 o antes. Yo tengo blogs desde Marzo de 2005, o sea, ni chicha ni limoná. Y además no me he mantenido fiel a uno solo. Sea como sea, amigos míos, estoy aquí, dos años después, tras 379 entradas, 19,232 visitantes y no sé muy bien si con el mismo concepto que cuando empecé hace dos años.

Aquí ha habido de todo un poco, se ha hablado de lo divino y de lo humano, se han formado ideologías, se ha confabulado, han vivido conmigo unas oposiciones y van viendo como voy de los mío. Muchos creen que es literatura. Yo también lo creo. No deja de ser una serie de letras que forman palabras, que a su vez forman frases y así hasta formar un ente llamado post, o entrada, que aquí casi siempre resulta ser algo que invita a la risa. O eso espero. Incluso cuando hable totalmente en serio. Bueno, corrijo lo de serio. Yo, como Dexter Gordon, el gran saxo tenor, que decía (en español) Soy Desiderio Desiderio siempre triste, nunca serio. Pues eso. No es que siempre esté triste, pero nunca estoy serio. Estando serio uno no puede hacer humor. Tomarse las cosas en serio es demasiado aburrido para una vida tan aburrida como lo es, ya de por si, la mía.


Bueno, pues doy las gracias a todos los que me leen, y sobre todo, a los que me comentan y me han comentado durante estos dos años.


Doy las gracias a Ana porque me ha ayudado mucho a entender todo esto y porque de mayor quiero ser como ella.


Doy las gracias a Ramón por ser la prueba fehaciente de que se le puede pegar en la cara a cualquiera que diga que por Internet no se pueden hacer amigos de verdad.


Doy las gracias a Ubé, que no es invisible, y por estar. Solo por estar, un mundo lleno de botijos, es un sitio mejor, se lo aseguro.


Doy las gracias a Fuensanta por ser la primera al pie del cañón siempre y en todo momento.


Doy las gracias a Rasko por picarme y hacerme indagar en la esencia de la música que tanto nos gusta.


Doy las gracias a Ana Chévere aunque su ausencia duela un poco.


Doy las gracias a Mobesse, a Oshimatoti, a Quicus Magníficus, a PMM, por comentar mis desvaríos de una forma siempre acertada.


Doy las gracias a Liscalillo porque llevar la contraria es una de las grandes virtudes del hombre, y por ende, del que comenta.


Doy las gracias a todos los que me leen en la sombra. Quisiera que hoy salieseis a la luz y dijerais algo. No tiene que ser nada ingenioso, ni rebuscado. Un simple. Soy fulanito y leo a Mameluco, como si de una reunión de alcohólicos anónimos se tratase.

Hagan el esfuerzo. No es tan difícil.

Anda Viajero, empieza tú.

jueves, 26 de febrero de 2009

A veces pienso que no es tan solo un sueño más


Cuando Randolph Carter cumplió los treinta años, perdió la llave de la puerta de los sueños. Anteriormente había compaginado la insulsez de la vida cotidiana con excursiones nocturnas a extrañas y antiguas ciudades situadas más allá del espacio, y a hermosas e increíbles regiones de unas tierras a las que se llega cruzando mares etéreos. Pero al alcanzar la edad madura sintió que iba perdiendo poco a poco esta capacidad de evasión, hasta que finalmente le desapareció por completo.

La llave de plata

del Ciclo de aventuras oníricas de Randolph Carter

de H.P. Lovecraft


Anoche

soñé que

en un estudio de radio

mataron a

mucha gente

y había que volver a utilizarlos.

Los pasillos

sangre seca sobre

las baldosas blancas.

Miedo.







Rodaban películas

pero los muertos no salían

ni los que aún no habían nacido

y lo que tenía que ser verde

estaba seco, amarillo

desmenuzado.

Había una habitación de tránsito…

todos en fila

pasábamos

yo era de los vivos.

Todo estaba frío menos el estudio.







Esta tarde también viajé

por lo onírico

como un Randolph Carter

amateur.

Yo estaba en un libro,

que ya había leído.

Nevaba

los niños pasaban frío

hambre

aunque algunos eran ricos

e iban con trineos

y abriguitos con pieles en el cuello.

Mi amigo era un niño,

Marco, el que busca a su mamá.

Esta vez sus padres vivían con él

eran jóvenes, simpáticos, amables

conmigo.

Estábamos en un bar y yo recordé

preguntándome:

¿Cómo pueden estar tan contentos

si van a morir esta tarde?

Claro, ellos no lo sabían

pues no habían leído el libro

como yo.

Me fui de allí

a un supermercado.

Solo compré leche y pan de molde.

Lloraba como no había llorado nunca.

Lloré por los padres de Marco

por todos los padres muertos

en mitad de la nieve

con una bolsa del Mercadona

llena de pan y leche.

Los niños estaban con sus trineos.

Empezó a nevar de nuevo.


Martes, 16 de agosto de 2005

Más poesía mameluca en Doglife

martes, 24 de febrero de 2009

Ctrl. Alt. Supr.


Esto pierde el rumbo. ¿No opinan que escribo sobre demasiados temas comunes? Hay veces que no soporto ver esto, sobre todo cuando releo alguno de mis textos antiguos. ¿Acaso en mejorar mi salud mental medianamente hace que sea aburrido? Ya no escribo esos relatos inconclusos, esas ficciones que parecían que fuera adicto al láudano. Solo hablo de tonterías. ¿Qué me importará a mí que la gente sea una garrula o que haya paz o guerra? Va a hacer ya mismo dos años de este blog. Y creo que no se parece demasiado a lo que empezó un día. La declaración de intenciones era que no me importase el número de lectores. El otro día escribía La pavana para un post huérfano porque nadie escribió ningún comentario en dos días. No voy a decir que me voy a tomar vacaciones porque se que no lo voy a hacer. Hay algo que me impulsa a decir las tonterías que pienso. A peer en botija. Pero, ¿es realmente necesario? Mi blog no es popular. Solo tengo un grupo de lectores fieles. Algunos no dejan comentarios nunca. Y ¿saben? Yo me propuse en verano escribir una novela de la que solo tengo 40 folios escritos y no puedo escribir más. Estoy estancado. Me agobia recordarla. Me agobia recordar otras muchas cosas. Ese cúmulo de agobios me hace ver que no estoy tan curado como creo, y que hay días que es mejor darle al Ctrl. Alt. Supr.
Reseteo.

Mañana será otro día.

domingo, 22 de febrero de 2009

Cadena perpetua...



Obviamente las democracias están para que la gente exprese sus opiniones libremente. Nosotros no tenemos porque respetar las opiniones de los demás, por supuesto. Eso es una falacia. Tenemos que respetar a la persona que la dice, eso si. Pero las opiniones no son respetables per se. Si uno dice, opina, que un negro es un ser inferior, aparte de estar equivocado, difícilmente podrá ser respetado. Como ven me voy a una gama extrema del espectro, no porque arremetan contra un negro, sino porque es una opinión, en todo caso, descabellada. La cuestión de la libertad de opinión es una cosa de las más sagradas para mí en una democracia. Uno puede decir todas las imbecilidades que quiera, porque está en su derecho. Unas veces las palabras azuzan perros contra la propia libertad y otras las palabras son tan necias que ya saben lo que tienen que hacer. Lo que dice el refrán. Oídos sordos.

A raíz del caso de la desaparición y posteriormente del confeso asesinato de Marta del Castillo ya esta habiendo movimientos, manifestaciones, exaltadas voces a favor de la cadena perpetua y la pena de muerte (por algunos foros de Internet). Es comprensible que ante hechos tan trágicos y mediáticos la gente reaccione. No hablo de su familia ni de sus amigos, por supuesto. Que te maten a alguien debe ser terrible. Pero la gente aprovecha estos casos para expresar su verdadera opinión, sin miedo a que lo tachen de fascista. ¡Cadena perpetua! Los de la pena de muerte lo dicen más por lo bajini, aunque siempre hay algún machote que lo grita a todo pulmón. ¡Pena de Muerte! Ok. Muchos son los foros y grupos de redes sociales que piden un referéndum para la implantación de la cadena perpetua secundando a los padres. No lo van a hacer nunca, ¿saben por qué? Porque ganaría la cadena perpetua para los terroristas, pederastas, violadores y asesinos en serie. Este último término es genial, porque se notan que los que han montado los grupos ven películas. Lo más gracioso que este grupo es bastante más numeroso que cualquiera reivindicación que cualquiera pueda ver en la calle en este momento. Un No al guerra o un No a la energía nuclear sería una minucia comparado con el populoso grupo que forma el SI a la Cadena Perpetua.Y ¿esto no deja fuera a la Constitución Española y eso de la reinserción de los presos? Pues si. Y creo que ningún grupo de la cámara de representantes estaría dispuesto a tocar una coma de la Sacro Santa Constitución para recortarla. Los del PSOE porque son guays y eso de la reinserción como que mola mazo y los del PP porque si empiezan por ahí a lo mejor les da por seguir y seguir y van desvertebran España en un pispas. Yo en este caso comprendo, pero no comparto, las peticiones. La de pana de muerta no, por supuesto. Eso no sacaría de Europa, jajaja. Pero eso sería una cosa secundaria, claro. La pena de muerte es la violencia estatal extrema (hasta que lleguemos a estadíos parecidos a los de 1984). La cadena perpetua es una cosa terrible, que no serviría de nada y que es incompatible con un estado garantista. La repetición de los Estados Unidos aquí. ¿Acaso allí se cortan de cometer crímenes horrendos, aún existiendo la pena de muerte? Nos llevaría a un caos (aún más caos) del sistema judicial, con jueces a favor y otros en contra. Hoy quieren a terroristas, a pederastas, a violadores, a asesinos en serie. Después en una página del Facebook decía que también para los corruptos – hay gente con cabeza ¿ven?-. Así seguiríamos hasta el infinito y más allá y convertiríamos al país en un estado policial.

Yo creo que con un poco más de cuidado en el cumplimiento de las penas impuestas legalmente y con un mejor funcionamiento de la justicia se arreglarían algunos problemas de los existentes.

Pero nunca se pararán los asesinatos pasionales. Los pederastas seguirán siendo enfermos mentales y siempre habrá alguno suelto. Los casos de violencia de género solo se solucionarán si se denuncian a los posibles asesinos. Los potenciales violadores están ahí, con algo en sus cabezas que les impulsa a dar caza a sus víctimas.

Acabados los perros no se acaba la rabia. Vienen otros perros, quizás lobos. Y así, siempre.

Tonterías que se dicen cuando creen que se ha roto algo


La vida te da sorpresas, sorpresas te da la vida. Eso era una canción, es una canción. Era de un anuncio y de una peli. No me pregunten de qué comercial televiso ni de qué film en concreto porque la canción es bien fea como para intentar borrarla del disco duro de uno mismo. Pero la sorpresa está ahí. No me vengan ahora con que una sorpresa es una monja entre rejas porque no me lo trago. Nunca he visto una monja a la sombra. Siempre van en los autobuses. Y muchas veces de dos en dos, como la guardia civil.

La sorpresa es que el calor del que les hablo a menudo, ese calor falso de los trópicos en forma de aire que no se parece nada al fuego de una hoguera, que es calor de verdad, parecía que se había roto. Pero no. Por lo que se ve el cacharro tiene un termostato. que si se pone muy caliente, evita que el cacharro ande. Pero es que como al encenderlo antes ha dado un chispazo como por dentro, me he temido lo peor. No es que le tenga gran cariño material al calefactor en cuestión, pero cumple su función con eficacia. Y es tontería teniendo este, comprar uno nuevo. De hecho creo que ya tiene un arreglo. Aquí en mi pueblo hay un señor que arregla electrodomésticos. A algunos les parecerá raro. Si se estropea se compra otro. Eso es lo que quieren las empresas que fabrican los cacharros, bien es verdad. Y la mayoría de las veces, por desidia les hacemos caso. En los países en vías de desarrollo son más innovadores y se arreglan las cosas con auténtico reciclaje, no como el de aquí, que es como de mentirijillas. O en la misma Cuba, ese paraíso socialista para algunos que se aferran a caducos sueños, se las ingenian como pueden para llevar sus viejos coches americanos de los 50, fabricando piezas de donde sea, porque los últimos coches que llegaron a la isla fueron unos coches soviéticos de los años 70.

La gente utiliza todo, lo usa y lo tira. La gente somos nosotros. No me excluyo, ni les excluyo. Todos lo hacemos. Porque haya un contenedor amarillo cerca de su casa para tranquilizar la conciencia, no deja de ser menos verdad que vivimos en un “utilitarismo” descarado de envasar cosas que después tiramos. No confundir con la verdadera acepción del utilitarismo, esa vieja ideología meditada por el entrañable Bentham y por Mill. Todo es de usar y tirar. Los envases individuales de arroz basmati, unos bocadillos ya empaquetados, las personas… oops! He dicho personas. Las personas somos de usar y tirar. Algunas veces nos reciclan y otras veces nos dejan en un cubo lleno de moscas. Pero todo va bien, todo va bien, todo va bien. Repitan conmigo. Todo vaaa comooo la sedaaaa.

Al final a lo mejor se lo creen. Lo bueno de los pesimistas como yo, es que ante las crisis no nos agobiamos más de lo que estábamos. Si yo siempre he mantenido que había que colgar a los banqueros de sus partes pudendas en un árbol en el desierto de Tabernas, y a los de las multinacionales ídem eadem ídem, y van y demuestran tan empíricamente que no estaba equivocado… ¿me dará el gobierno una medalla? humm … un momento… ellos también lo sabían. En realidad soy un lerdo al creer que era el único que lo sabía. Lo sabíamos todos. ¿O no? Como hubo gente que vivió por encima de sus posibilidades durante tanto tiempo a lo mejor ellos no lo sabían. O eran más lerdos que yo.

Pero que voy a saber yo si no me gusta la economía y mi único patrimonio son unos cómics, unos libros, unos discos, una trompeta y un poco de dinero guardado en una caja de madera. También tengo una caja de acuarelas a medio usar. Y un pen drive de 4 Gb. Varias plumas estilográficas de calidad y a mí mismo. No es mucho. Pero al menos no tengo deudas.

También tengo ansiedad, depresión, depreciación de la propia imagen y trastornos afectivos. (Se traspasan. RAZÓN AQUÍ)

sábado, 21 de febrero de 2009

Super Nanny Versus la excentricidad


Hoy viendo Super Nanny hemos visto a una niña que se negaba a masticar y que comía siempre lo mismo. Yogures de una misma marca, purés, papillas con una vajilla de plástico que eran de bebe, aún teniendo la cría 5 años. Bueno, ha sido un espectáculo ver a Aroa (¿un nombre hawaiiano?) chupar un croqueta como si fuese un helado. Super Nanny ha ido, y con su charla de inflexibilidad pero sin llegar a los dos galletones, ha matado a la chiquilla de hambre durante la semana que se ha tirado en la casa. Le han intentado engañar con una fiesta, con una comida, para que la niña mastique cosas aparte de pipas y palomitas, que eso si que mascaba la nena. Era, según la psicóloga un pulso de la niña para ser un constante centro de atención. Mi reflexión es la siguiente, si la coruñesa que no masticaba hubiese sido, en vez de una cría de 5 años, una persona mayor, simplemente hubiese sido una excéntrica. Y la excentricidad, a los librepensadores es una cosa que nos agrada mucho, pues son cosas nuestras, es decir, cosas suyas, de los excéntricos. He estado consultando datos tontos por ahí y dicen que 1 de cada 10000 personas es rara, y 1 de cada 15000 es excéntrica. O sea, que excéntricos hay muchos. Se podía formar incluso un club. En la ficción ya existe, y ya hemos hablado de él en este mismo blog, el famoso Club Diógenes, del cual era miembro el simpar Mycroft Holmes, un club donde estaba prohibido hablar, salvo en una sala reservada para ello. A la madre de Sherlock le salieron 2 excéntricos por hijos, cosa rara, señora victoriana. Muchos son los casos de excentricidad en la viña del Señor. Hace poco conmemorábamos a Darwin, que era un señor bastante raro. Muchos genios lo son. Pero la excentricidad no va unida a la genialidad o viceversa. Bueno, o a lo mejor no pondría yo tanto la mano en el fuego. a esto último.

Uno de mis compositores preferidos, Erik Satie, aparte de ser un vivalavirgen era un ser completamente raro, que llamaba a sí mismo fonometrógrafo (alguien que mide y escribe los sonidos) y que jamás permitió que nadie entrara en su habitación en la que vivió durante los últimos 27 años de su vida. Lean por favor, su biografía en Wikipedia, y verán como les dan ganas de profundizar más. Además de músico era un excelente humorista.

Hoy, dentro de lo que podíamos denominar genios, solo hay frikis, o más bien “nerds” o “geeks”. Si nos fijamos en las estadísticas no hay un friki por cada diez mil normales. Son muchos más. Como se nota que he sacado el número del Muy Interesante.

Personas raras sin taras mentales graves hay muchas. Nuestro mundo cada vez más deshumanizado hace que los comportamientos se radicalicen y terminemos siendo como Jay y Moss de The IT Crowd. ¿Quién no se siente identificado con Jay? Yo desde luego, si. Los más radicales lo harán con Moss. Bueno, para quien no vea la serie, ya sabe que está perdiendo un tiempo precioso.

Esto había empezado con una cría que decía que ella no masticaba y hemos llegado a The IT Crowd, pasando por Satie. Lo que yo decía. Este blog se me va de las manos.

Menos mal que mi psiquiatra me ha mandado una midicina nueva… Carbonato de Litio. Por primera vez me mandan un compuesto que se formular yo solito. CO3Li2 Es que es muy facilito. Lo que pasa es que me tengo que hacer análisis porque el litio es venenoso si te pasas. Riesgo sin salir de casa. Parezco un caso de House. El paciente tiene el litio por la nubes. O es adicto a comer baterías de móviles o está deprimidito...

Paro ya, que es fin de semana y total, para lo que me leen los sábados y los domingos.


Próximante en su pantallas: Super Nanny visita a los banqueros y les corrige los malos hábitos adquiridos tras unas vidas de maldad sin escrúpulos. ¿Logrará Rocío que esos buitres den crédito al final siguiendo unas directrices más o menos humanas? Practica Mameluco.

viernes, 20 de febrero de 2009

Se hablan idiomas por señas


O ya me gustaría a mí. No hablo en ningún lenguaje bárbaro, solo en castellano de Castilla, con acento y giros de Córdoba, que es una provincia de Andalucía, para quien no lo sepa. Pongo, lo que considerarán la mayoría de ustedes una obviedad, por aquello de las entradas desde otros sitios del mundo donde nuestro idioma se habla y se lee.


Pulsen para leer mejor. El castellano a veces complica la vida.


Ahora me estoy dedicando a bajarme subtítulos para encajarlos en las series y películas que recopilo por Internet de forma completamente alegal y con el beneplácito de mi mismo y de una jueza de Santander, creo que era, con tal de oír la voz de los actores originales, que les puedo asegurar, son la mayoría de las veces más graciosos que la versión doblada. Digo la mayoría, porque los actores de doblaje son buenos , y algunos actores mejoran con la voz de cualquiera de los profesionales de poner voces. En muchos foros de páginas de subtítulos, lo que intuyo adolescentes, arremeten contra, por llamarlo en plan certero, el español, como castellano que se habla en España. No sé que ponía en otro día, pero me hacía gracia. Una leve parrafada llena de ks y de faltas de ortografía diciendo que nuestros subtítulos no eran chidos y que las películas dobladas por nuestros actores eran un asco. Es curioso, casi todos eran argentin@s o chilen@s y aquí, son legión la gente que encuentra el acento argentino irresistible. También están los inversos, claro. A los que nos repatean un poco esas elles y esa cadencia italianizada. De todas formas uno que ha leído literatura latinoamericana no se encuentra esa diferencia entre lo escrito y lo hablado, salvo en algunas palabras o giros fácilmente salvables. El caso es que ponían al español europeo, al original, a caer de un burro. Me dio entre risa, como les decía antes y un pelín de pelusa, valga la redundancia. Risa obviamente porque venían de un@as adolescentes o algo similar, que no saben ni donde tienen el ombligo, pero también algo de resquemor, pues, aunque sea un idioma impuesto por nuestro “glorioso” pasado imperial a sangre y fuego, nuestro idioma es nuestro, y supongo que sabremos como utilizarlo. Sospecho que ya se estarán riendo. Si, de cada tres palabras que oyen, cuatro son patadas al diccionario, pero ustedes ya me entienden. Yo sé que seseo como nuestros hermanos del Cono Sur, ya sé que digo sapato, sorsal, además de no acabar nunca los plurales de las palabras. Me como la s con patata. La palabra patatas era en plural. Pero aún así, si me pongo a leer puedo pronunciar como uno de Valladolid. En realidad, cuando leo, cuando escribo, leo con todas sus letras. Me estoy perdiendo. Lo que vengo a decir, queridos amigo (¿ven?, es que hablo como Carmen Sevilla, jajaja –es mentira- yo la primera s también me la como, ¡toma!) es que es raro que se metan con el idioma de uno siendo del país de origen. Aquí nació el idioma que por los vericuetos de la historia han acabado hablando los que encuentran nuestro acento feo. Pero también da un poco igual. Los americanos lo hacen constantemente con los ingleses. Si, esos que parecen gangosos se meten con los ampulosos ingleses que parecen todos Francis Matthews del Follow me, o para quien sean más entendido en cine de terror, de la pelis de la Hammer. El idioma de cada uno es importante, incluso la forma de cada uno de usarlo, fíjense lo que les digo. Yo desde pequeño digo “me se” en vez de se me. Creo que ya lo he corregido, pero alguna vez se me escapará. Tampoco he hecho mucho por hacerlo. Por corregirlo, digo. Me da igual que me tomen por garrulo. Cada uno es como es.


A mí siempre me ha dado igual eso de la Lengua. Mi 3 en análisis sintáctico o gramatical, o como se diga, en Selectividad, lo demuestra. Lo compensé de alguna forma con un 8,75 en el Comentario de Texto, porque eso de enrollarme es más fácil. Por eso se me dan mal los idiomas. La gramática es un puzzle raro para mí. Objeto directos a provocar mi aburrimiento. Rayas por debajo de una serie de palabras. Sujetos que hacen verbos a un predicado. ¡Verbum caro factum est! Y resulta que ni los españoles sabemos hablar español, o castellano, que dirían los periféricos o los estrictos. Imagínense el inglés o el francés, o el idioma de Goethe. Hablo por mí, claro. Ustedes seguro que saben múltiples lenguas. Pero yo solo dominio la lengua del imperio, y no demasiado bien, pero mejor que cualquier adolescente del Fotolog. Porque recuerden, amigos, entre otras cosas mantecosas, utilizar el lenguaje sms, hace llorar al Niño Jesús.

Arrevoire como dijo Voltaire.

A otra cosa mariposa, y con esto y un bizcocho, hasta mañana a las ocho.

martes, 17 de febrero de 2009

Paul Newman as COOL HAND LUKE



Suenan las notas de una guitarra que indica que afuera hará un calor infernal bajo el sol del Sur. Es solo lo que puede evocar una canción. Fuera supongo que hará frío porque es invierno en el sur, en el sur de España, en un pueblo de Córdoba. Pero la música puede ser tan descriptiva de una sensación que he tenido hasta que beber agua, y eso que el falso calor de la estufa, que no es falso, pero yo me entiendo, hace que se esté bien. Era el tema principal de una película. Bueno, de una de mis películas preferidas de todos los tiempos. Ya creo que habré hablado de ella aquí. Es Cool Hand Luke. Supongo que todos la habrán visto en algún momento de sus vidas. Quien no lo haya hecho no se a que espera. A lo mejor no les suena por el nombre tan raro que les he puesto. Es La leyenda del indomable. Es la peli donde Paul Newman se come 50 huevos duros. Donde George Kennedy hace unos de los papeles secundarios más protagónicos que se recuerden, y donde la banda sonora de Lalo Schifrin es una maravilla.
Creo que me repito y que ya les he hablado de todo esto, pero me es indiferente. Revisando carpetas me he encontrado con una que se llamaba Remix y era de cuando me bajaba cosas con el Kazaa y tenía una conexión de 56 Kbps y ha aparecido esto… y me ha dado por escribir esta pequeña bagatela o miniatura.

lunes, 16 de febrero de 2009

Pavana para un post huérfano

n la antigüedad clásica, cuando a alguien ya no lo querían en el ágora, votaban. Depositaban conchas en una vasija y como esas conchas eran de ostreidos, se decía que que al señor ciudadano ese se le condenaba al ostracismo. Algo no debió gustar del pobre post anterior a este. El creció como los demás de mi no muy lúcida mente de madrugada, con una breve y rudimentaria investigación, ya no previa, sino sobre la marcha de los acontecimientos, el del pulsar de la yema de mis dedos sobre las negras teclas que iban requiriendo los saberes que para conformar un humilde post, escrudriñando mis sedados sentidos por la Wipipedia y el Google. Y así fue creciendo, engordando, como un capón cebado de ocurrencias y datos no demasiado relevantes. Logré conseguir, tras una lucha con el servidor de Internet, que va y viene pasada la madrugada, las imágenes y al fin el, post, la entrada, el articulín, sobre el día de San Valentín estaba acabado, en su plazo correcto, el 14 de febrero.

No sé si fue el fin de semana, o que el arrobamiento colectivo del enamoramiento los subyugó a todos ustedes, pero el pobre post del amor, huérfano quedó del fifty que le queda a todo post que el mundo fuese, que en el mundo es. Los comentarios. Los comentarios en un post son la pringá del cocido, la tarta del cumpleaños, la guinda del pastel. Es Laurel para Hardy, es Abbot para Costello, es Banner para Flappy, es Tango para Cash, es Starsky para Hutch. Y huérfano quedó durante el largo fin de semana.

Mi correo electrónico solo recibió la triste estadística que me llega el sábado, mi alta en Blogesfera y un anuncio de Elefant. Que triste.

¿No les da pena? ¿Hay algo peor que la indiferencia? Comentar es gratis. No hay que poner nada trascendente. ¿Acaso yo lo hago? Solo escribo sandeces.

Comprendo que tienen sus vidas y que no todo gira entorno a sus ordenadores personales. Pero ¿un tema tan juguso como el día de San Valentín y ni hincarle el diente siquiera? Pero no es para tanto pues…


Era un post tan desolado

tan solo y arrinconado

que su autor no tuvo opción

y lo dio por desmantelado


pero Mameluco pensó

mañana será otro día

pues pasando por la almohada

ya no habrá tanta porfía.

sábado, 14 de febrero de 2009

Hoy es el día de los enamorados


Hola, señoras y señores, me permiten una pregunta ¿Están ustedes enamorados? Es, como siempre una pregunta retórica. No hace falta que me la constesten. Si lo están es para congratularlos porque hoy es su día.

Podría ponerme iconoclasta y decir que este día lo inventó El Corte Inglés. Pero no. No me pondré impertinente con los grandes almacenes. Pero bueno un poco de iconoclasia nunca viene mal. En realidad el Día de los Enamorados se la sacó de la manga un Papa de Roma que se llamaba Gelasio -que nombre más raro- para combatir las fiestas romanas llamadas Lupercales que caían por estas fechas. Eso dicen algunos. En la Wiki dicen que no. Pero a mi me gusta la idea. Total si se inventaron la Navidad para contrarestar las Saturnales ¿Por qué no iban a hace lo mismo con esta? A mí en todo caso me es indiferente, me gusta esa idea.

¿Quién era San Valentín? Pues tampoco se sabe a ciencia cierta. Lean la última frase y les doy un par de minutos para que se rían. ¿Ya? pues sigo. Hablar a ciencia cierta de estas cosas es como hablar a ciencia cierta de fútbol. Unos ven penalty y otros no. O sea, es hablar de nada, como decía un buen amigo mío. Lo que sabemos de San Valentín es que hubo tres (pero no eran Uno y Trino, eran cada uno de su padre y de su madre), uno era médico que se metió a cura, otro era un obispo y otro fue un mártir africano. A partir de ahí todo se empieza a mezclar en la Edad Media. Unos dicen que si era un obispo que curaba ataques epilépticos –supongo que en el s. XII no sería por vez lanzar ataques a Pikachu-. La hipótesis que más rigor tomó fue la de un Valentín que casaba a los cristianos en secreto, por no estar permitido dicha religión en el imperio, en tiempos de Claudio II, no el tartaja de la serie de la tele, sino el Gótico (hace poco vi un documental en el Canal de Historia sobre Galiano, su predecesor y él mismo). También hay la hipótesis de que es el 14 de febrero cuando los pajarillos empiezan a emparejarse. La conjetura es cuando menos cursi, aunque mis conocimientos de ornitología no llegan a tanto. Fuese quien fuese el Patrón de los Enamorados, la Santa Madre Iglesia Católica en 1969 dio carpetazo al asunto y la festividad fue borrada del calendario eclesiástico por considerar la cosa como leyenda, más que como hecho constatable (y para que la Iglesia diga eso, ya tiene que ser ful el Santo).

Entonces… ¿va a ser que al final El Corte Inglés y los fabricantes de chorradas como tartas en forma de corazón y champán rosa son los que mantienen este churretoso día en el calendario? Pues parece ser que si. Bueno, y las efemérides, pero ya hablaré de eso un poco más adelante. La gente que se baja politonos de Berni, el osito enamorado durante todo el año, ¿que rayos harán hoy? Ni me lo quiero imaginar. Mi páncreas no podría soportar tal cantidad de azúcar en el ambiente. No sé porque las cosas con forma de corazón simbolizan el amor, la verdad. Y atravesado aún más. Es un simbolismo de muerte. Un corazón atravesado con una flecha es como tope romántico. No encuentro la lógica. A lo mejor soy demasiado racional. O demasiado poco cursi. Y yo, aquí donde me ven he sido cursi en la medida de lo posible. No me duele en prendas reconocerlo. Uno estando enamorado hace cosas que en estados normales no hace. Pero estar enamorado no quita el sentido del gusto ¿o a lo mejor si? ¿Quién sabe? Yo he estado enamorado hasta el infinito y más allá, he escrito poemas a mi amada en ese momento -la verdad es que muchos ni los leyó-. Y no creo que hayan sido demasiado cursis ni demasiado empalagosos. La gente es almibarada y hortera porque se queda en el lugar común si quieren que le diga la verdad. Flores, bombones, tarjetas y tartas del Mercadona. Eso es romanticismo. Y una peli de Meg Ryan en el home cinema 5.0.

A mi San Valentín siempre me recuerda a Al Capone, claro está. La matanza del día de San Valentín. Los mafiosos tienen formas alternativas de celebrar las fiestas. Y me recuerda a Jack Lemmon y a Tony Curtis travestidos en “Con faldas y a lo loco”, porque precisamente ver esa matanza es lo que convierte a los protagonistas de la divertida comedia de Billy Wilder en las exquisitas Josephine y Daphne, con Mariyn al ukelele. La realidad siempre es más cruda que las películas. Al Capone quería cargarse a un rival, Bugs Moran, que curiosamente llegó tarde porque fue a cortarse el pelo y mandó a Jack 'Machine Gun' McGurn y sus muchachos vestidos de policias a un garage donde se reunía la banda de mequetrefes. Sin oponer resistencia al creer que era una redada pusieron las manos sobre la pared y fueron acribillados a balazos por la falsa bofia. ¡Ay! Como la peli de Roaul Walsh, ¡los violentos años 20!


Bueno un 14 de febrero también pasaron la siguiente miscelanea de cosas que he pillado por ahí al buen tún tún, en 1502, sus Católicas Majestades Ysabel y Fernando dicen que al moro que no se bautice que coja la puerta y se vaya del reino, en 1876 Grahan Bell patenta el teléfono, en 1895 Oscar Wilde estrena La importancia de llamarse Ernesto, en 1912 Arizona se convierte en el 48º estado de la Unión, en 1923 en la central de Correos de Córdoba se descubre un desfalco de 10.000 pesetas –la corrupción no es nueva, amigos-, en 1941 empieza en Santander el incendio que arrasó la ciudad y en el 2002 en los Juegos Olímpicos que se celebran en Salt Lake City, el esquiador alemán nacionalizado español Johann Mühlegg, logra la medalla de oro en la prueba de 20 kilómetros de persecución. ¿Sea acuerdan de este tipo que pertenecía a la Federación de Esquí de Murcia? Cuando ganó todos le decían ¡Juanito, Juanito, eres el mejor! Y cuando se descubrió su dopaje todos decía: bah, es alemán. Las cosas de la vida.


De todas formas, aunque yo por edad no lo ví y solo lo conozco por referencias y por el gran número de libros sobre tele en España que me he leído, el Valentín que más me gusta es Valentín Tornos, “Don Cicuta”, un actor que representó a un decadente régimen en un programa de variedades y que todo el mundo que conozco y lo vio, lo recuerda con cariño.

jueves, 12 de febrero de 2009

Darwin mola


Hoy podría hablar de muchas cosas insustanciales como suelo hacer. Es la especialidad de la casa. Podría decirles que el PP es una ruina y que solo les falta el Superagente 86 para ser como CONTROL. Supongo que Garzón y el ministro de Justicia cazando serían KAOS. Pero eso son asuntos livianos.

Hoy le voy a hablar de Darwin. Si, sé que no es un tema original por aquí y eso esta vez es un punto a mi favor. Hoy hace ya 200 años que nació ese señor que para algunos siempre es un viejo de barbas canas de aspecto triste y que para servidor es uno de los científicos preferidos de su Olimpo particular. Es un punto a mi favor, repito, porque no es moda, es rememorar otra vez lo ya dicho.

Cuando yo era pequeño tenía religión en la escuela como todo buen español. Me daba dicha materia una monja terrible, la madre Angustias Piedad, creo que se llamaba. Era de Burgos. Daba angustia verla. Andaría yo por cuarto de EGB y habló de algo así como que alguien dijo que veníamos del mono. Yo creo que lo había oído antes, pero es el primer recuerdo nítido que tengo sobre eso. En una discusión veraniega con mi primo Gaspar conté mi versión de los hechos y dije que Dios debía habernos creado. Era lo que decía una adulta en una escuela. Mi primo no lo daba por bueno. Era un par de años mayor y era de enseñanza totalmente laica. Después derivó hacía el origen del Universo y las estrellas. Me hace pensar que qué nivel de conversaciones para unos criajos. Lo curioso es que nunca me ha chirriado que vengamos de un mono. Son unos bichos muy parecidos a nosotros. La vida fue pasando, y al final mi primo es físico, y yo soy, como saben ustedes, geólogo, con mis optativas dirigidas hacía la paleontología y la estratigrafía/sedimentología (es por ser preciso).

Ya les he contado que me hice ateo mirando a los astros unas mil veces (gracias a Carl Sagan y su COSMOS). Después bajé la cabeza a tierra y mire lo que nos ofrecía la naturaleza. Una gran diversidad de animales, de plantas, de formas, colores, de estrategias. Picando en las rocas de eras pasadas uno encuentra bichitos. Esos animalitos eran como ustedes y como yo en su época. Comían, se movían para arriba y para abajo (a no ser que fueran sésiles, como yo), se reproducían e iban y un buen día (fatal para ellos) se morían. Por un proceso, que no les explico para no aburrirles se fosilizaban, y nos lo encontramos en las piedras, ataúdes fríos, confinamiento eterno hasta en final de la historia… si no llegamos antes nosotros con nuestros martillicos y nos liamos a cachiporrazos. ¿Por qué nos encontramos animales que no existen en la actualidad? La respuesta es sencilla, se extinguieron. Por H o por B, pero se extinguieron. El H o el B es importante, claro. Por catástrofes o por otros procesos naturales. Y el proceso de selección natural es importante dentro de este conjunto. El cambio gradual de algunos individuos en el tiempo a medida que el ambiente cambiaba. Darwin fue el primero que se dio cuenta de que dicho cambio existía. El proceso de selección natural y la adaptación del más apto. Las características o comportamientos que benefician a los individuos de una especie sobre los de su misma especie los hacen más aptos para la vida en su medio.

Darwin es importante porque revoluciona las mentes decimonónicas a nivel global. Da un zapatazo con su libro “El origen de las especies” a la idea del hombre como cúspide de la creación divina, pasamos a ser una especie más, que ha sufrido su especiación y que se a adaptado al medio. No fuimos creados el sexto día, como un colofón. Dios no creo a todos los seres inmutables, sin cambios. ¿Se dan cuenta de que idea tan poderosa en pleno siglo XIX? Aunque estemos en el siglo XXI somos hijos de este siglo tan grandioso, donde se ponen las bases, para lo bueno y para lo malo, que será el siglo XX, del cual aún no hemos salido, o solo en parte (La Wii no significa que hayamos alcanzado cotas de progreso significativas). Erradicar a lo divino del sistema de funcionamiento de la naturaleza. Si, soy parcial, me llevo la cosa a mi terreno, pero quien haya leído la autobiografía de Darwin sabrá que no yerro demasiado. Él sufrió con las consecuencias de sus teorías, pues su esposa era creyente y la quería mucho, pero así mismo se preguntaba porque tenían que ser malas personas los que no concebían un creador en el mundo si su padre y su abuelo, aún siendo buenas personas, no creían en Él. Definitivamente Darwin era como poco agnóstico, siendo bastante objetivos.

Hoy hace 200 años que nació. Ustedes saben que yo no necesito aniversarios para hablar de nada, pero siempre es bueno acordarse de una persona que cambió el pensamiento de tantas personas y la concepción del mundo.

Hoy por desgracia, vemos que el retroceso de la razón es fuerte y que las corrientes más conservadoras arrecian bastante. Los creacionistas se hacen fuertes gracias al avance del protestantismo evangélico en lugares como USA, Latinoamérica y en nuestro país hay cada vez más imbéciles que se contagian solo por reírle las gracias a las FAES.

Esto lo escribí ayer por la noche, y lo vi flojo para honrar a Charles. Pero cosas peores se han visto por aquí, así que lo subo. No sean muy exigentes conmigo. No tengo últimamente el don de la escritura que digamos. No me salen las entradas como churros, pero bueno. No sé tanto ni soy tan ameno como Richard Dawkins, ¿que le vamos a hacer? Solo soy un simple mameluco, de los que nacen , crecen, se agobian y se mueren.

Mas en este blog:
Cretinismo
Darwinismo es libertad
4 Visiones sobre creer (3+1)

 
Add to Technorati Favorites Creative Commons License
Mameluco´s Blog by Miguel Morales Merino is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 2.5 España License.