miércoles, 25 de junio de 2008


Ayer decía, creo que erróneamente en el fotolog, que estaba atontado por el calor, o por la presión. No es que fuera erróneo al completo. Estoy atontado por la descompresión. La superación de la meta me vuelve a la coyuntura anterior. A mí atávico estado natural, a mi secular estado de enfado con el mundo. Y conmigo mismo. Y eso es malo. Me hace ser un borde desgraciado. En resumidas cuentas, estoy a la que salto algunas veces y otras, desconecto, me quedo pensativo, mirando a un punto fijo, o agacho la cabeza. La felicidad solo me duró un día. Porca miseria. A veces me pregunto que barrunta mi mente por su cuenta. Soy un mierda. Si, un MIERDA. Hoy no quiero que nadie me defienda. Me conozco mejor que ustedes, me temo. Hago sufrir a la gente que tengo a mi alrededor. No quiero ponerme como estaba hace unos años. Hace unos años era horrible convivir conmigo. Después me arrepentía enseguida, pero el mal rato ya estaba pasado. Gruñía, rumiaba, era arbitrario. Era todo lo que odio. Ahora empiezo a serlo de nuevo. Llevo dos días así. Me enfurezco por dentro por nimiedades. Lo malo es que tengo exámenes. Intento evadirme, pero nada. Me quedo colgado cual Windows…

Me fastidia que me diga la gente que son imaginaciones mías, que yo soy el que tiene que salir y esas cosas. Yo no elijo sentir esto. Tengo que luchar mucho para la contención de mi carácter mierdoso. Yo, en el fondo soy bueno. Pero no me encuentro bien. No me encuentro a gusto. Siempre creo que las metas que me marco son las que me hacen sentirme mal, pero una vez superadas, para bien o para mal, siempre vuelve la negrura de la pez a visitarme. Es el eterno retorno. Es el regreso al pasado.

4 comentarios:

Vane dijo...

Buenos días Mameluko!

Como tú bien dices, no te conozco como para saber como reaccionas ni como eres, pero... el estar así yo creo que en parte está condicionado por estar sumergido en medio de las oposiciones, con la tensión que éstas generan. seguro que cuando acabes te sentirás muchísimo mejor! ya verás!

Mucho ánimo, y como tú mismo me dices, que la fuerza te acompañe!

Besines!

El hombre invisible dijo...

Pues nada, ni le mando ánimos ni le doy consejos. Sólo que sepa, don Miguel, que estamos por aquí para lo que sea menester.

Clares dijo...

Si no lo has hecho ya, pásate a Linux, que no se cuelga. Apúntate a hacer tai chi, de verdad. Perdona, ya sé que no sienta nada bien que a uno le den consejos, y más si son así de tontos... pero es que... que no, hombre, que no, que días malos los tiene todo el mundo. Sigo deseándote ánimo y tranquilidad.

Mameluco dijo...

Os contesto a todos así en general, ¿vale?

He titulado mi post Regreso al pasado, porque eso es lo que es.

Yo no he tenido malos días. Yo he tenido malos años.

Ahora no es debido a la oposición que ha tenido ocupada mi mente los últimos 4 meses. Ahora aflora el verdadero yo. Y se ha juntado con el calor. Y estoy de mala leche. Y mis medicamentos parecen que no funcionan estos días.
Los junios creo que siempre han sido así.

Y he pagado mi precio.

Solo puntualizarle, amiga Clares que no podría hacer ni Kung Fu Tai Chi (el Tai Chi es una variante del Kung Fu), ni ninguna cosa oriental porque mi mente es totalmente occidental. No me puedo relajar con estas cosas ni sugestionarme. Yo soy así, ¿que le voy a hacer?

 
Add to Technorati Favorites Creative Commons License
Mameluco´s Blog by Miguel Morales Merino is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-No comercial 2.5 España License.